En el mes de febrero la actividad del sector de la construcción en la zona euro experimentó un crecimiento del 3% respecto del mes anterior, mientras que en España el dato encadenaba su segundo mes en negativo con una caída del 0,9%

El fuerte repunte de la construcción refleja principalmente el impulso de la obra civil, cuya actividad creció un 6,4% mensual, mientras que la construcción de edificios aumentó un 2,1%, según Eurostat

La actividad del sector de la construcción en la zona euro experimentó el pasado mes de febrero un crecimiento del 3% respecto del mes anterior, su mayor repunte en dos años, gracias al buen tiempo que ha impulsado el ‘boom’ del sector en países centroeuropeos como Eslovenia (+11,9%) y Alemania (+6,8%), mientras que en España el dato encadenaba su segundo mes en negativo con una caída del 0,9% tras la bajada del 2,6% de enero, según Eurostat.

El fuerte repunte de la construcción en el mes de febrero, el mayor desde febrero de 2017, refleja principalmente el impulso de la obra civil, cuya actividad creció un 6,4% mensual, mientras que la construcción de edificios aumentó un 2,1%.

En el conjunto de la Unión Europea, la construcción experimentó en el segundo mes del año un repunte de la actividad del 2,3% respecto de enero, cuando había aumentado un 0,6%, mientras que en comparación con febrero de 2018 el incremento fue del 4,9%.

Entre los países cuyos datos estaban disponibles, los mayores incrementos mensuales de la producción del sector de la construcción correspondieron a Eslovenia (+11,9%), Rumanía (+9,8%) y Polonia (+7%), mientras que se registraron bajadas en España (-0,9%), Chequia (-0,5%) y Finlandia (-0,3%).

En comparación con febrero de 2018, los mayores incrementos de la actividad en la construcción se observaron en Hungría (+48,1%), Eslovenia (+40,3%) y Polonia (+15,1%), mientras que los descensos más significativos correspondieron a España (-4,7%) y Francia (-0,5%).

En el caso de Alemania, la mayor economía del Viejo Continente, la actividad de la construcción aumentó en febrero un 6,8% respecto a enero, cuando había crecido un 0,9%, su mayor alza en dos años, mientras que en términos interanuales el incremento registrado fue del 11,2% tras caer un 2,4% en enero, lo que supone el mayor incremento desde enero de 2018.